Se entregó alias ‘Caquetá’, comandante de escuadra de alias ‘Guacho’

Foto Ilustración

Nariño| La presión que ha ejercido las autoridades en todo el país, para debilitar el accionar de las disidencias de las Farc, ha arrojado importantes resultados; no solo la captura de cabecillas, sino la entrega voluntaria de integrantes de las GAO´s residuales.

En las últimas horas, un hombre que, al parecer, integraría el Frente Oliver Sinisterra que está bajo el mando de Walter Patricio Arizala Vernaza, alias ‘Guacho’; se entregó ante las tropas del Batallón Especial, Energético y Vial N° 20 General Gabriel Paris, orgánicas de la Brigada 23 del Ejército Nacional en Ipiales, Nariño.

avesur

Se trata de alias ‘Caquetá’, de 32 años de edad, quien, según las autoridades, se presentó de manera voluntaria manifestando la intención de acogerse al Programa de Desmovilización del Gobierno Nacional.

Según se pudo establecer, alias ‘Caquetá’ llevaba 15 años delinquiendo en la estructura criminal, donde presuntamente se desempeñaba como comandante de escuadra.  El hombre de 32 años habría ingresado a la guerrilla en la vereda Galilea de Puerto Guzmán, Putumayo en el año 1993; permaneció en el Frente 32 por seis años.

Luego, fue trasladado al Frente 15 en Caquetá donde permaneció cerca de un año; posteriormente, fue delegado al Frente 7 en el Meta en el que estuvo dos años y, más tarde, retornó nuevamente a la Columna Móvil Teófilo Forero, por tres años.

Tras ser capturado y estar un año en prisión, regresó al corregimiento de Llorente en el municipio de Tumaco y en diciembre de 2015 fue reclutado como miliciano del Frente Oliver Sinisterra, donde tenía la misión de manejar una chalupa por los ríos Nulpe y Guisa para realizar actividades delictivas de transporte y comercialización de pasta base de coca.

sua3

En el 2017 continuó como miliciano realizando las actividades de ‘esano’ (químico para el procesamiento de pasta base de coca) en un laboratorio ubicado sobre la vereda San Lorenzo. A finales de enero de 2018, alias ‘Guacho’ convocó a una reunión a todos los integrantes que cubrían el área del río Nulpe, donde le entregó a alias ‘Caquetá’ un fusil R15, cinco proveedores con munición, chaleco, botas de combate y le ordena trabajar para alias ‘Pitufín’, segundo al mano de esta organización.

Hace unos días alias ‘Caquetá’ se encontraba realizando exploraciones en la vereda San Lorenzo, a orillas del río Nulpe, donde pasaron sus últimas cuatro semanas de vida la pareja de ecuatorianos secuestrados y por quienes este grupo delincuencial exigía 2.500 millones de pesos por su liberación. Estando ahí se le ordenó llevar una mercancía por el río Patía sobre el sector de San Juan en Cauca y fue en ese instante donde toma la decisión de no volver a la estructura.

Foto Ilustración

Foto Ilustración