Florencia. Con la construcción de Box Coulvert y colectores de aguas residuales, la Administración Municipal ha conseguido dar un excelente manejo a las aguas servidas que durante varias décadas causaron problemas de contaminación y salubridad en Florencia, generando ahora un gran impacto social para la comunidad con estas obras de saneamiento básico, según lo confirmó el Secretario de Obras Públicas, Fredy Vallardo Barrera Torres.

En ese sentido, el Secretario detalló que para solucionar la problemática de contaminación de aguas servidas y aguas residuales que caían directamente al río Hacha, se presentó un proyecto al Plan Departamental de Aguas, el cual fue aprobado por 3 mil 600 millones de pesos para la construcción de un Box Coulvert, con el que se beneficia a más de 11 mil familias. Para el caso de la comuna Occidental se está terminando la construcción de la primera fase del colector de occidente, con una inversión de 900 millones; esto gracias a un esfuerzo mancomunado entre los urbanizadores de este sector y la Administración Municipal, beneficiando a 4 mil familias, ya que ha permitido descontaminar a su vez las quebradas San Antonio y El Dedito, que venían siendo gravemente afectadas.

El funcionario recalcó que el propósito del gobierno municipal es que con la construcción de los colectores que se adelantan en los diferentes sectores de la comunidad, se pueda ir solucionando la problemática ambiental que se registra desde hace muchos años por el manejo inadecuado que se le daba a las aguas servidas y aguas residuales, que al final llegaban a las fuentes hídricas, generando graves problemas ambientales y de salud pública.

“La segunda fase del proyecto de occidente está en proceso y tiene un costo superior a los 1400 millones, el cual estará dirigido hacia el Gimnasio Moderno, Urbanización la Gloria y demás barrios aledaños que en la actualidad vienen vertiendo sus aguas servidas a las fuentes hídricas de la zona. El alcalde Andrés Mauricio Perdomo ha liderado un trabajo de recuperación importante, y hemos logrado erradicar 80 de los más de 120 puntos de vertimientos que caían a los afluentes hídricas de Florencia”, precisó el Secretario de Obras Públicas.

De igual forma, otro de los proyectos de gran importancia en los que trabaja la Administración Municipal es en la recuperación de las plantas de tratamiento de la Urbanización La Gloria, que se encontraban abandonadas e inservibles, para lo cual se invirtieron 1200 millones de pesos, y se espera que estas puedan estar al servicio de la comunidad en el mes de diciembre, y así, solucionar los problemas de contaminación que se registra por falta de estas.

Finalmente, Barrera Torres dijo que el impacto social que estas obras generan para la comunidad es ampliamente positivo ya que mejora la parte ambiental, salud pública y por supuesto la calidad de vida de todos.

La Alcaldía de Florencia recuperó los afluentes hídricos afectados por aguas residuales.