Florencia. Luego de que el ex candidato a la Alcaldía de Florencia, Pablo Álvarez Vega, hiciera público el atentado que sufrió cuando se movilizaba por el sector de El Pórtico en límites entre Huila y Caquetá, y que se conociera de la intención de las centrales obreras de convocar una marcha en todo el país para el próximo 17 de marzo; la Gobernación del Caquetá convocó a un Consejo de Seguridad.

Al término de la reunión, el gobernador encargado Édgar Alberto Álvarez Rengifo, expresó que la Administración Departamental rechazó enérgicamente el atentado contra el Pablo Álvarez, y solicitud a las autoridades competentes que se esclarezcan los hechos que rodearon el ataque, “manifestamos nuestro absoluto rechazo a cualquier manifestación de violencia en contra de nuestros dirigentes políticos, líderes sociales o cualquier persona de nuestro departamento; consideramos que estos actos no tienen justificación alguna y constituyen una grave amenaza a la paz y  a la seguridad que tanto anhelamos los colombianos; esperamos que las autoridades determinen, los móviles y autores de tan condenable hecho”, dijo el Gobernador Encargado.

Con referencia a la marcha que se desarrollará el próximo 17 de marzo, el mandatario departamental, informó que fue convocado para el próximo lunes un Consejo de Seguridad ampliado con los 16 alcaldes del departamento, en el que se analicen las situaciones específicas de cada municipio, para garantizar el derecho a la protesta, siempre bajo el marco de la ley.

Por último, el Consejo de Seguridad permitió conocer el arduo trabajo que adelantan los organismos de seguridad del Estado en esta región del país. Según las cifras entregadas por las autoridades, delitos que afectan la seguridad pública como homicidio, secuestro y  extorsión, disminuyeron en un 81% en los primeros dos meses del 2016, en comparación con el año anterior.

En Consejo de Seguridad Departamental se informó de una reducción en los índices de homicidios con respecto al año 2015.
En Consejo de Seguridad Departamental se informó de una reducción en los índices de homicidios con respecto al año 2015.