Ante las medidas cautelares emitidas por la Fiscalía General de la Nación de no permitir el ingreso ni salida de ganado en zonas de Parques Naturales de San Vicente del Caguán, entre otras, el gobernador del Caquetá, Arnulfo Gasca Trujillo, se pronunció sobre este hecho que viene afectando el orden público y la situación de cientos de campesinos, docentes y estudiantes del departamento.

El mandatario seccional expresó que el panorama no es nada alentador y que es urgente concertar una mesa de diálogo con los entes de control, Fiscalía, Procuraduría, Contraloría, Defensoría del Pueblo e incluso con el Gobierno Nacional para tratar esta problemática que, de no tener pronta solución puede traer graves consecuencia para el Caquetá y el Meta; departamentos que limitan dentro de las áreas protegidas de los Parques Nacionales Naturales Tinigua y Picachos.

“Si bien es cierto que yo represento la institucionalidad en el departamento, esas medidas cautelares que la Fiscalía ha implementado profundiza más en la problemática del departamento ya que se puede convertir en un problema socio económico, eso nos va atraer más violencia, y aunque, es una medida entendible también me pongo en el corazón de los campesinos, como uno de ellos que soy, que después de 30 o 40 años se les venga a  despojar de una manera arbitraria  es lamentable”, anotó el mandatario seccional, refiriéndose a los campesinos de los parques Tinigua y Picachos.

Igualmente, dijo que el Caquetá es un departamento ganadero por excelencia, por lo que estas medidas podrían llevar a la quiebra a los ganaderos de la región, “como quiera que en esta parte del suroriente del país se registra el segundo inventario ganadero de Colombia con 2 millones 380 mil cabezas de ganado y 1 millón 800 mil litros de leche” aseguro el Gobernador.

Por tal razón, el gobernador, Arnulfo Gasca, invitó a realizar una Mesa de Concertación con el Gobierno Nacional. Así mismo, ha entablado conversaciones con el Gobernador del Meta, Juan Guillermo Zuluaga, con quien asistirá este próximo lunes 2 de marzo a la zona de conflicto en San Vicente del Caguán.

Paralelo al difícil momento con el gremio ganadero, en el sector educativo también se vive una situación preocupante toda vez que algunos docentes no han podido ingresar a las instituciones rurales de san Vicente del Caguán, ante el bloqueo de vías. Cerca de 650 docentes y 6 mil niños son los que se están viendo perjudicados por esta situación.